Buscar

El milagro de Henry Taefu


En 2013, tras su participación en el Mundial Sub-20 de la categoría, en el que jugó para Australia, "encontraron que yo tenía un extraño tumor que me causaba dolores de cabeza y no me permitía terminar bien mis entrenamientos, especialmente las de acondicionamiento físico, sin que mi corazón llegará a niveles muy altos. En algunas oportunidades estuve a punto de desfallecer porque la adrenalina podría ser muy alta... "Imagina las bebidas energizantes, era algo así, siempre estaba en niveles altos. "Me dijeron que tuve mucha suerte de sobrevivir a la cirugía, y que fui muy afortunado de porque si no se hubiese detectado a tiempo, tendría que haber renunciado al rugby". / Henry Taefu / Rugby World Cup

Con nostalgia recuerda Henry Taefu la historia que estuvo a punto de terminar el sueño mundialista, el momento que siempre anhelo: "Siempre me pongo sentimental durante el himno, no lo puedo controlar. Ha sido una semana emocional estar en mi primera Copa del Mundo, estar con la opción de salir al terreno de juego y mostrar lo mejor de mi en 80 minutos" El debut fue ante Rusia, 5 puntos que escribieron su propia leyenda, una victoria que siempre le mostrará el camino para nunca rendirse ante las adversidades. El centro de Samoa ingresó por Ahsee Tuala, quien se retiró por lesión y le dio paso a la ilusión de jugar en el estadio de Kumagaya. Fue inicialista ante Escocia, Samoa perdió, pero la llama de la victoria para Taefu está intacta. Agradece la lesión de hombro que sufrió hace 6 años tras el torneo con los Wallabies, permitió detectar el tumor que lo marcó por vida: pheochromocytoma. Con nuevos retos en camino, el atleta de 26 años solo quiere inspirar a quienes está batallando por su sueños: "Si mi historia puede salir e inspirar a alguien para no rendirse, será un valor agregado", comentó a Rugby World Cup.