Buscar

Duván Zapata, legado escarlata

“Llegó a la categoría preinfantil con el profesor Luis Eduardo Gómez, era un jugador con una gran estructura física, descoordinado, en ocasiones a motor, porque para poder manejar su estatura a esa edad era bastante complejo, con él se hizo un trabajo específico en la parte motriz que con el paso del tiempo le fue ayudando en su desempeño deportivo. "Lo primero que marcaba la diferencia era la estructura, porque el niño a esa edad sobresalía entre todos, así no fuera muy dúctil con la pelota como uno quisiese, pero como delantero trabajándolo podía dar mucho. Él hizo todo el proceso desde la preinfantil hasta la profesional, cuando existía la norma del Sub-20 en el campo, al mando del profesor Diego Édison Umaña". Mauricio Ortiz, preparador físico de las inferiores de @americadecalisa en la década del 2000. / Futbolred

Estos fueron los primeros pasos que dejó el delantero caucano en el balompié. Desde los 14 años comenzó a enmarcar la potencia y el 'olfato' de un goleador de casta. El 18 de mayo de 2008 empezó su marca como profesional; debut y gol ante el Boyacá Chico. Fueron 3 años de aprendizaje junto al conjunto 'Escarlata', tres años en los que esculpió la primera versión de 'El Toro', como le dicen por contextura física. Han pasado 11 años de aquel debut soñado, miles de historias que escriben memorias en el corazón del delantero tricolor, que con humildad y talento ha conquistado el 'Jogo Bonito' y la historia 'Azurri'.