Buscar

El vuelo tricolor de Leicy Santos


Una década vistiendo la tricolor. Crédito: Leicy Santos en Instagram
Una década vistiendo la tricolor. Crédito: Leicy Santos en Instagram

Bolivia 2012 marcó el debut con la casaca de su país. En el corazón de Santa Cruz de la Sierra, la jugadora cordobesa escribió el torneo soñado: tripleta y clasificación al mundial de Azerbaiyán. El Sudamericano Sub-17 fue la carta de presentación del vuelo tricolor de Leicy Santos. El 11 de marzo de 2012 se describe como una fecha memorable en el calendario para la 10 de la Selección Colombia. A nombre de Santa Cruz de Lorica, su región natal, Santos, anotó su primer gol con la camiseta de su país. Chile fue el rival que eligió. De ahí en adelante fue tomando confianza cada vez que vestía la camiseta de su selección nacional y su presencia fue una constante en las distintas categorías de Colombia.

Conexión tricolor


La 10 tricolor acumula 51 juegos y 10 goles con la Selección. Crédito: Leicy Santos en Instagram
La 10 tricolor acumula 51 juegos y 10 goles con la Selección. Crédito: Leicy Santos en Instagram

Un partido amistoso cambió por completó la perspectiva del balompié para la jugadora de origen cordobés. A mediados de 2012, la Selección Colombia Femenina Sub-17, disputaba un duelo de preparación rumbo al Sudamericano de la categoría. El rival era Besser, club capitalino donde la volante resaltó por su dominio de balón y visión de gol, cualidades que captaron la atención del Felipe Taborda, Director Técnico del combinado nacional en ese entonces. Aquel día, el juego tuvo el sello Santos y concluyó con la posterior convocatoria al certamen. En cuestión de horas el destino la enlazó con su país y con la pasión de su vida: el fútbol. Esta fue la primera de muchas conexiones con la tricolor.

Los Juegos Panamericanos de Lima 2019 describen un recuerdo memorable en su carrera. Con la 10 a cuestas abrió las puertas del sueño dorado de Colombia, un hito histórico en el país cafetero. Tres obras de arte y una asistencia de Santos aportaron en el camino al primer lugar.

La paciencia, la entrega y el amor por el fútbol, han sido claves en esta tarea. El banquillo en Canadá 2015 fue una lección que de a poco la fue forjando como la 10 absoluta de la Selección tricolor. "En ese mundial hicimos historia, una historia muy bonita. Aprendí mucho, aprendí a tener paciencia, a valorar muchas cosas, a darme cuenta de que los demás países se preparan demasiado, que todo el mundo se está preparando siempre. Ahí aprendimos que en Colombia falta mucho para llegar a ser una potencia, que hay que seguir trabajando mucho más duro", relato a El Tiempo. A sus 26 años, el vuelo tricolor de Leicy Santos se enfoca en los reflectores de lo que será el sueño mundialista en Australia - Nueva Zelanda 2023 y la conquista en París 2024.